Asoma caos en funerarias por covid; en Tijuana, se descomponen cuerpos

Las funerarias del país han alertado ante un incremento de muertos por el covid, donde comienzan a saturarse y a descomponerse los cuerpos

Tomado de: Corresponsales / La Silla Rota

Dia de publicación: 2020-04-25

Arturo Hernández asoma la mitad del cuerpo desde la puerta principal de una funeraria ubicada en la ciudad de Tijuana y pide disculpas porque no atiende en su oficina. Tiene mucho trabajo a causa del coronavirus.

Y es que, en Baja California, hasta este 24 de abril, habían muerto 163 personas por el nuevo virus, mientras en las funerarias la información de las autoridades sanitarias estatales y federales sobre lo que pueden o no hacer es confusa.

“Nos dijeron que todo covid, neumonía atípica o problema respiratorio, no se puede velar. Recogemos, sepultamos o cremamos. Después hablamos con Cofepris y nos indican que sí se puede velar”, comenta el responsable de la funeraria.

Sin embargo, dice, la primera complicación son los trámites en el registro civil del Ayuntamiento de Tijuana para sepultar o para cremar, porque la dependencia está saturada.

“Hay funerarias que tienen hasta 10,14 trámites, una sola funeraria. Entonces a veces ya no alcanzamos a tramitar de nuestras funerarias. Tenemos que resguardar el cuerpo otro día, y se empiezan a descomponer”.

La situación en varias entidades del país es similar; el desconcierto y la alerta por un sobrecupo en las funerarias por los muertos que se prevén en la fase más crítica de la pandemia, predomina en los estados de Baja California, Sonora, Tamaulipas, Nuevo León, Puebla, Oaxaca, Chiapas y hasta Yucatán. 

En todos, las dudas son las mismas ¿Qué haremos con tantos muertos?

La Secretaría de Salud del Gobierno de México emitió la Guía de Manejo de Cadáveres por covid-19 en México, que prácticamente contempla la separación abrupta de ser querido, procesos de duelo, procesos de comunicación, así como de recepción y entrega de cuerpos en seguimiento a las instrucciones y protocolos funerarios y de sana distancia correspondientes. Pero cada estado se adelanta a tomar las medidas con base en las capacidades de cada entidad.Fosas comunes, una salida

En los estados de Tamaulipas y Nuevo León, las autoridades saben que el rebase en las funerarias no tardará en llegar, por lo que se contemplan las fosas comunes y nichos para los cadáveres.

Los Ayuntamientos de las principales ciudades tamaulipecas ya comienzan a realizar trabajos de excavación de fosas y construcción de nichos para sepultar cadáveres ante el posible incremento de decesos por coronavirus en las próximas semanas.

(Foto: Cuartoscuro)

Los Ayuntamientos de Nuevo Laredo, Reynosa, Río Bravo, Matamoros, Victoria, El Mante, Altamira, Tampico, Madero y otros municipios, han ordenado abrir nuevas fosas con el propósito de estar preparados en caso de que se incrementen las defunciones que hasta ahora son 12 en Tamaulipas. Las empresas que también disponen de cementerios realizan trabajos de abrir más fosas y construir nichos para la disposición final de las víctimas.

Según las previsiones de la Secretaría de Salud en la entidad se estima que, en el mejor de los escenarios, se podrían registrar 394 decesos, y en la peor situación, cobraría la vida de mil 453 personas. 

“Habrá lugares en que no dispongan de un crematorio y la disposición final será al cementerio. Pero en caso de ciudades donde haya un crematorio y donde no esté rebasada la capacidad de cadáveres, ahí preferentemente será incineración”, señaló el coordinador estatal de Protección Civil, Pedro Granados Ramírez.

En Nuevo León, la ruta es la misma. En caso de ser necesario, se contempla la adquisición de cajas refrigeradoras para el manejo de cadáveres derivados del covid-19. Al mismo tiempo, se preparan en los panteones municipales fosas comunes o colectivas, a lo que de espera no llegar.

El secretario de Salud estatal, Manuel de la O, informó lo anterior luego de que, en 24 horas se diera el mayor número de contagios. Hasta este viernes se registraron 536 contagios y 10 defunciones.

(Foto: Cuartoscuro)

“Lo ideal es que no se tengan que utilizar cajas frías ni fosas comunes, por ello, insistimos en que se queden en casa, porque de lo contrario, podrían ser cientos, quizá miles las defunciones”, explicó el funcionario.

En Puebla, aunque no se ha hablado oficialmente de las fosas comunes, en funerarias consultadas por La silla Rota, alertan también sobre una sobrepoblación que se tiene desde hace 10 o 15 años en la mayoría de los panteones municipales. Faltan lugares y no se han asignado espacios para el entierro de cadáveres por covid, dicen.Una despedida sin condolencias

Para Alicia Quintal, velar a su hijo en medio de la pandemia del covid-19 en el estado de Yucatán, además de triste, fue diferente, tuvo que despedirlo distinto a lo que hubiera deseado. La ceremonia de apenas dos horas seguida de la cremación no basto para el dar el último adiós. Su hijo no falleció de coronavirus. Le dio un infarto cardiopulmonar, pero la situación para los muertos de covid es la mima o peor, dicen las funerarias.

El presidente de la Asociación de Funerarias del Estado de Yucatán, Alejandro Espadas Villajuana, detalló para La Silla Rota que, para personas que fallecen por covid-19 y neumonía atípica siguen el mismo protocolo.

“Por la contingencia hay que entender que toda neumonía atípica se debe considerar como coronavirus, ya que la diferencia es que no le hicieron el examen, pero tampoco hay un estudio negativo que descarte la enfermedad” señaló.

En abril los servicios por neumonía atípica han incrementado. Al menos en las 45 funerarias afiliadas a la asociación se han realizado 25 servicios por esta causa de muerte y 16 por covid-19.

“Hay algunos certificados en que la causa de muerte dice ´sospechoso de covid-19´” agregó Espadas Villajuana.

La recomendación es no realizar ninguna velación para evitar aglomeraciones y contagios entre asistentes. Misma recomendación en las funerarias de Oaxaca.

En el estado sureño, los cuerpos de las personas fallecidas por covid-19 no podrán ser velados ni en domicilios ni en funerarias. Por decreto, la inhumación o cremación tendrán que realizarse de manera inmediata.

El cadáver será entregado en bolsas de plástico biodegradables y herméticas, una vez recibida por la funeraria no podrán realizarle ningún embalsamiento, es decir, arreglar el cadáver.

El cuerpo será introducido de manera directa en el ataúd para su inmediata inhumación o cremación. Además, que no están autorizados servicios de velación en las funerarias ni que presten servicio de velación en domicilios particulares. Las autoridades sanitarias deberán de adoptar todas las medidas pertinentes para que la inhumación sea lo más pronto posible.Aumento de muertes por neumonías atípicas

Como lo anuncian las funerarias en Yucatán, las muertes por neumonía atípica también han aumentado en las funerarias de los estados de Chiapas y Puebla.

En la capital chiapaneca, Tuxtla Gutiérrez, solo en la semana pasada, atendieron alrededor de seis solicitudes por “neumonía atípica”, el grueso mayor es de 60 años de edad.

En Asís, casa Funeraria en Puebla, se veló a la primera víctima mortal de coronavirus en el estado y desde ese caso “hemos tenido una constante entrada de servicios atípicos (…) las causas de muerte atípica son principalmente neumonías y enfermedades de vías respiratorias agudas. Si antes atendíamos por neumonía dos servicios al mes, ahora estamos recibiendo unos 8 o 9”, asegura Francisco Espinosa, director de Asís.Funerarias se capacitan ante ola de muertos

A diferencia de otras entidades del país en donde los dueños de funerarias niegan el servicio de velatorio a familiares de muertos por coronavirus o neumonía atípica u otra enfermedad respiratoria, en Chiapas la situación es distinta: hay temor de contagiarse en esta fase 3 de la pandemia, pero el personal de esos establecimientos está preocupado por capacitarse.

Tantas precauciones se han tomado que, desde hace al menos 15 o 20 días, algunos de los 26 negocios fúnebres que existen solo en Tuxtla Gutiérrez, comenzaron a adoptar algunas medidas establecidas por el sector Salud, como ponerle límite de tiempo a los dolientes (3 a 4 horas) para que se despidieran de su ser querido, o que sus empleados cuenten con los trajes especiales, entre otros. 

“La gente acepta las condiciones, respeta los protocolos, los horarios de velación, y de nuestra parte otorgamos las capillas más grandes, al mismo costo, por la cuestión de la sana distancia; todo está sanitizado”, advierte José Antonio Aguilar, encargado de “Funerales Calas”.

Entrevistado por La Silla Rota, Sergio Vázquez, criminólogo chiapaneco, inició apenas esta semana, junto con otro experto, una serie de capacitaciones en funerarias y crematorios no solo de Tuxtla, sino de otras ciudades como San Cristóbal de Las Casas, “y lo hacemos casi gratuito, solo pedimos que nos apoyen con el pasaje, o en su caso hospedaje, y si nos quieren dar algo extra, está bien”.

En Sonora, el manejo de cuerpos de personas fallecidas por covid-19 se apega al protocolo nacional, ya que hasta el momento no se cuenta con uno propio.

De acuerdo con empleados consultados por La Silla Rota, las casas fúnebres creman a las víctimas de coronaviurs o los sepultan directo del hospital donde murieron.

“Lo que es la cremación, es lo que nos han dicho, es lo que nos han recomendado, cremar directo o sepultura directa de los que murieron por coronavirus”, dijo uno de los trabajadores a este medio, quien decidió ocultar su nombre por temor a represalias.

Además, durante esta emergencia sanitaria y con el fin de evitar una contaminación con el cuerpo, se evita todo tipo de retoque en el cadáver, como embalsamiento, maquillaje, peinado o colocarle vestimenta.

“Nos han dicho que no los embalsamemos, no los maquillemos, no hagamos ningún tipo de preparación en el cuerpo, para que no nos vayan a contagiar”, agregó.

“Es un área triste, pero es real y ya hay protocolos tanto internacionales, como nacionales para el manejo correcto de cadáveres; la Secretaría de Salud Federal ya emitió el protocolo, por lo que definitivamente, las medidas higiénicas deben extremarse en el manejo de estos cuerpos”, declaró en conferencia de prensa.

“Ojalá no haya más casos en esta Fase 3, pero seguimos sin hacer caso, yo veo mucha gente en la calle, en los carros y lamentablemente, nosotros más clientes”, concluyó el empleado de la funeraria.

Con información de Eduardo Rubio, Arnoldo García, David Casas, Israel Velázquez, Claudia Arriaga, Citlalli López, Christian González y Marlene Valero

https://lasillarota.com/estados/asoma-caos-en-funerarias-por-covid-en-tijuana-se-descomponen-cuerpos-funerarias-covid-19-funerales-estados/384776

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *