Comunidad científica diseña guía para «la nueva normalidad» en Sonora

El documento titulado “Lineamientos para la operación de empresas con actividad no esencial durante la contingencia por Covid-19” contiene las medidas de prevención para el personal que labora en las empresas

Amalia Escobar El Universal

Dia de publicación: 2020-05-15

Hermosillo.- A solicitud del Gobierno de Sonora, investigadores del Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo (CIAD) y de otras instituciones diseñaron una ruta científica hacia la “nueva normalidad», que trata de los protocolos a seguir para la desescalada del confinamiento y reactivación económica en el estado ante el Covid-19.

El coordinador de Investigación del CIAD, Miguel Ángel Martínez Téllez, dijo a EL UNIVERSAL que este documento titulado “Lineamientos para la operación de empresas con actividad no esencial durante la contingencia por Covid-19” contiene las medidas de prevención para el personal que labora en las empresas, en el cual se explica el grado de riesgo  que una persona está expuesta en su lugar de trabajo.

“Contempla 10 controles que son aplicables al proceso productivo antes de reiniciar operaciones, esto coincide con la etapa 2 de lo que el día de ayer señaló el gobierno federal para la reapertura”, precisó.

A fin de garantizar el regreso a las actividades económicas de una manera segura para empleados, proveedores, prestadores de servicios y clientes, se trabajó en forma coordinada con un grupo de investigadores del CIAD, con el Instituto Tecnológico de Sonora (Itson) y con la Universidad de Sonora (Unison) y el documento fue entregado al gobierno del estado el pasado 7 de mayo.

Esta ruta científica contempla medidas de prevención del personal que labora en las empresas, y en se explican recomendaciones de acuerdo al grado de riesgo al cual un individuo está expuesto, según el rubro del negocio.

También considera una lista de autoverificación para que las empresas realicen un diagnóstico de los requerimientos que tendrán que cumplir para reiniciar sus actividades productivas.

Se consideran 10 controles aplicables a sus procesos productivos antes de reiniciar operaciones, tales como la identificación de riesgos en el personal por actividad y la identificación del riesgo de contagio en puestos específicos. También se prevén  25 controles aplicables durante las operaciones, considerando distancia, higiene y desinfectantes, equipo de protección personal y reporte de síntomas cuando una persona los presente.

Semáforo de riesgo

Por otra parte, un grupo de economistas coordinado por Vidal Salazar Solano, de la Coordinación de Desarrollo Regional del CIAD, junto a investigadores de El Colegio de Sonora, se encargaron de definir un semáforo de riesgo para empresas por tipo de actividad.

De tal manera, ubicaron el tipo de industria que presentan menor riesgo de contagio y tienen una mayor aportación al Producto Interno Bruto Estatal (PIBE). Ese fue principalmente el argumento para proponer los giros y tipos de empresas que podrían reiniciar primero sus actividades; sin embargo, esta es una decisión que será tomada por las autoridades federales y estatales.
 

¿Ya volveremos a la “normalidad”?

El confinamiento se decidió por las autoridades de gobierno, de acuerdo con modelos epidemiológicos de pandemias anteriores. Lo que se hizo fue resguardar a la población para evitar el contagio de persona a persona. En el caso de Sonora se inició de manera temprana para evitar la dispersión rápida del virus entre la población, con el fin primordial de tomar todas las medidas de control necesarias y en búsqueda de que la capacidad hospitalaria del estado no fuera rebasada, explicó.

El propósito ha sido que, entre menos enfermos graves haya, más disponibilidad de camas y respiradores se tendrían cuándo llegará el “pico” de más contagiados y enfermos.

El confinamiento no ha terminado; el regreso a las actividades será paulatino, permitiendo la reincorporación de personas a las actividades no esenciales de manera escalonada para mantener protegida a la población por más tiempo.

Entre menos número de personas estén en movimiento en cada ciudad, menor será el número de contagios simultáneos; la cronología de su aplicación compete a las diversas autoridades del gobierno del estado, informó el coordinador de Investigación del CIAD, Miguel Ángel Martínez Téllez.

Por parte del Centro participaron Lorena Noriega Orozco, Irene Ramírez Bustos, Verónica Mata Haro, Gastón Torrescano Urrutia, Aarón Fernando González Córdova y Miguel Ángel Martínez Téllez. También colaboraron, en representación del Itson, Pablo Gortáres Moroyoqui y Fernando Lares Villa; y de la Universidad de Sonora, Guillermo E. Arteaga Mac Kinney y Juan Carlos Gálvez Ruiz.

Este contenido ha sido publicado originalmente por Dossierpolitico.com en la siguiente dirección: https://www.dossierpolitico.com/vernoticias.php?artid=233830 Si está; pensando en usarlo, debe considerar que está protegido por la Ley. Si lo cita, diga la fuente y haga un enlace hacia la nota original de donde usted ha tomado este contenido. Dossier Politico

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *